Todo sobre el masaje - PORTAL MASAJES

¿Qué es el masaje tailandés?

Qué es el masaje tailandés

El masaje tailandés es una técnica de terapia de masaje que consiste en relajar totalmente el cuerpo para ahuyentar las ansiedades creando un momento de despertar del cuerpo y la mente

Los beneficios son numerosos: mejor digestión, sueño reparador y bienestar garantizado.

El masaje tailandés no es nuevo: esta terapia nació hace 2.500 años en la India, ¡no en Tailandia! Se dice que el médico de Buda, Jivaka Kumar Bhaccha, desarrolló esta técnica de relajación y tratamiento, que pronto conquistó Tailandia.

Hoy en día, el templo Wat Phra Chetuphon de Bangkok (Tailandia) se considera la verdadera cuna de esta medicina alternativa tailandesa.


¿Por qué y cómo funciona esta terapia?

Hay dos estilos de masaje tailandés: el estilo cortesano y el estilo popular. En el primero, el masajista utiliza únicamente los pulgares para realizar las manipulaciones, mientras que el segundo se basa en el uso de los codos, las rodillas y los pies, además de los pulgares.

En ambos casos, el objetivo es extender los músculos para liberar la tensión tanto muscular como mental. Es un momento pasivo para que el cliente se relaje, pero muy físico para el masajista. Consiste en presiones fuertes (se llama acupresión: es como la acupuntura, pero sin agujas) y gestos muy delicados que sólo tocan la piel.

¿Qué sentido tiene? Como todas las disciplinas de la masoterapia, el masaje tailandés ayuda a aliviar la ansiedad e induce un estado general de bienestar gracias a este momento de despertar de la conciencia psico-corporal. También tiene efectos positivos en el organismo, ya que favorece la relajación muscular, una buena digestión, la eliminación de toxinas y el buen funcionamiento de los órganos vitales. Estas manipulaciones se inscriben, pues, en una visión de la salud basada en la utilización adecuada de la energía de que dispone el organismo.


¿Cómo funciona un masaje tailandés?

En primer lugar, es importante saber que permanecerás vestido durante toda la intervención, por lo que deberás llevar ropa holgada, flexible y cómoda.

Te tumbas en una colchoneta o futón en el suelo y te relajas: ¡estarás allí al menos dos, incluso tres horas! Puede parecer mucho tiempo, pero es el recomendado para alcanzar el estado de relajación necesario para que los músculos y la mente se desconecten.

El masaje empieza por los pies, una zona que refleja el estado del resto del cuerpo e indica al masajista cómo proceder después.

A continuación, el masaje alterna fuertes presiones y ligeras caricias. Al cabo de unos minutos, se te preguntará si te sientes cómodo con la fuerza de las manipulaciones. A medida que avanza el masaje, el masajista lleva al cliente a posturas derivadas del yoga, alternando movimientos suaves y más fuertes. No es necesario ser especialmente flexible para experimentar todos los beneficios del masaje tailandés, ya que la fuerza de los golpes y el nivel de flexibilidad necesario para cada postura se adaptan al cliente. El objetivo de este masaje es mejorar la flexibilidad y la circulación, no provocar dolores. Ni que decir tiene: ¿Cómo puedes relajarte y reorientar tu energía si sufres en silencio?

¿Cómo funciona un masaje tailandés?

 


Los beneficios del masaje tailandés

  • Reduce la tensión muscular y emocional.
  • Mejora la flexibilidad y la movilidad articular.
  • Proporciona una relajación general de todo el cuerpo y la mente.
  • Restablece el equilibrio energético.
  • Favorece la circulación sanguínea (piernas pesadas).
  • Refuerza el sistema inmunitario.
  • Calma el sistema nervioso.
  • Tonifica los órganos.
  • Elimina la fatiga acumulada.
  • Proporciona una sensación de bienestar y ligereza.

Las particularidades del masaje tailandés

El masaje tailandés es especial en su aplicación. Dado que el masaje se realiza sobre la ropa, es aconsejable llevar ropa holgada y suave. El masaje dura 90 minutos y abarca todo el cuerpo.

A lo largo del masaje se tienen en cuenta sus necesidades: presión, movilidad, necesidad de calma o movimiento, etc. Dado que el movimiento y el balanceo forman parte de las técnicas utilizadas, es mejor no haber comido antes de la sesión.


¿A quién va dirigido el masaje tailandés?

El masaje tailandés es para todos. No es necesario ser flexible ni practicar yoga para obtener sus beneficios. Su movilidad se respeta en todo momento y su comodidad está asegurada con cojines si es necesario. Este tipo de masaje también es adecuado para mujeres embarazadas. La fuerza de los movimientos depende de sus necesidades: el masaje tailandés puede ser enérgico o muy suave. Para las personas que sufren hiperactividad mental, estrés o bloqueos emocionales, el abandono que requiere este masaje es muy apropiado. Aprenderás a soltar y a tomar conciencia de dónde se acumulan tus tensiones.

 

4.6/5 - (22 votos)

    Deja tu comentario

    Tu dirección de correo no será publicada.*

    diecisiete + 15 =

    Uso de cookies

    Portal Masajes utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Más info

    ACEPTAR