Todo sobre el masaje - PORTAL MASAJES

¿Qué es el Watsu?

que es el masaje watsu

Descubre  en que consiste y los beneficios del Watsu

Instrucción

El Watsu es un tratamiento único e innovador, diferente de cualquier otro masaje que ya conozcas, y crea las mejores condiciones para liberar tensiones de cualquier tipo.

Gracias a la ausencia de gravedad, el agua puede mover el cuerpo en las tres dimensiones, lo que no ocurre en ninguna otra técnica o terapia, donde la combinación de la gravedad y la mesa de masaje (o futón) siempre limitan los posibles movimientos.

Además de los movimientos creados por el profesional del Watsu, tu cuerpo se beneficiará de la extraordinaria libertad que ofrece el agua para realizar todos los ajustes adicionales que necesita para recuperar su estado natural de bienestar.

El Watsu es una técnica muy poderosa que no sólo actúa a nivel físico, sino que también ayuda a aliviar el estrés mental.

A a menudo comparan la experiencia con un estado casi onírico, como si estuvieran «volando libremente en las nubes».

Durante una sesión de Watsu recibirás movimientos de estiramiento, torsión y presión en tus puntos de Shiatsu:

«sentirás que tu cuerpo se mueve suelto y libre, como un pez en el agua.»

Al final de la sesión, su columna vertebral estará más relajada y flexible y a nivel de todas sus articulaciones experimentará un agradable estado de ligereza generado por una hora en ausencia de gravedad.

Además, el Watsu tiene los mismos efectos que el drenaje linfático.

La presión hidrostática estimula y potencia la circulación sanguínea y linfática. Por lo tanto, la técnica está muy indicada en casos de retención de agua o de inflamación episódica o recurrente de las articulaciones.

El Watsu también se utiliza en algunos casos de experiencias traumáticas en el agua o si existe una fobia al agua. El practicante de Watsu apoya al cliente manteniendo constantemente su cara sobre el nivel de la superficie, permitiéndole experimentar una flotabilidad libre y al mismo tiempo segura sin esfuerzo o preocupación.


¿Para quién es Watsu?

A continuación figura una lista de grupos receptores de esta técnica y los cambios más relevantes observados:

  • Personas mayores: recuperación de la vitalidad (joie de vivre), mejora de la calidad del sueño, aumento del nivel de autoestima, alivio de los dolores articulares (dolor de rodilla, dolor de cadera, dolor en la zona lumbar, dolor de espalda), aumento de la movilidad articular, sensación de ligereza, aumento de la capacidad respiratoria, mejora de la digestión y del tránsito intestinal.
  • Adultos: tratamiento del insomnio, mejora de la concentración, el humor y la digestión. Alivio de contracturas musculares, dolor de espalda y cuello, alivio de dolores de cabeza y episodios de migraña, reducción de la ansiedad.
  • Deportistas: mayor velocidad de recuperación muscular, fatiga más efectiva, mayor movilidad de las articulaciones, mayor flexibilidad, mayor capacidad de concentración, mayor claridad mental e inducción al pensamiento positivo. El Watsu es una parte integral del programa de entrenamiento de una amplia gama de atletas en diferentes disciplinas (golf, equitación, triatlón, canotaje, esquí, etc.) y del equipo olímpico polaco.
  • Mujeres embarazadas: sensación de ligereza, alivio de los dolores de espalda, hombros y cuello, alivio de las contracturas musculares y de la ciática, diálogo intenso, armonioso y silencioso con el feto y la pareja.
  • Niños: relajación, reducción de la hiperactividad, aumento de la capacidad de atención (TDAH – Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad), mayor claridad mental, mejora de las relaciones sociales.

El Watsu también aporta beneficios cuando se utiliza como complemento en el tratamiento de enfermedades específicas como el asma, la fibromialgia, la espasticidad en niños o adultos con parálisis cerebral y contracturas musculares crónicas

El Watsu se utiliza en varios países y su eficacia ha quedado demostrada en el tratamiento de pacientes con trastorno de estrés postraumático y personas sometidas a estrés psicológico y emocional: víctimas de abusos, veteranos (estudios en curso en los Estados Unidos), personas que han sufrido accidentes, huérfanos y niños adoptados (un estudio realizado en Hungría muestra que los niños que siguen un programa de Watsu que incluye sesiones de al menos 20 minutos al día tienen más probabilidades de ser adoptados).


Ventajas terapéuticas del Watsu

Los fisioterapeutas y osteópatas que añaden el Watsu a su formación enriquecen sus habilidades y adquieren una serie de potentes herramientas para tratar a un gran número de sus pacientes en el agua:

Trastornos ortopédicos que pueden beneficiarse del tratamiento con Watsu:

  • Patologías acompañadas de espasmos o contracturas musculares, dolor y/o reducción de la movilidad articular.
  • Dolor de espalda.
  • Hernia Discal

Patologías neurológicas en las que el Watsu puede acompañar la terapia de rehabilitación:

  • Lesión cerebral.
  • Lesiones de la médula.
  • Parálisis cerebral.
  • Síndrome de Parkinson.
  • Esclerosis múltiple.
  • Síndrome de Down, síndrome de Rett, etc.

Varias formas de artritis:

  • Artritis reumatoide.

Watsu como complemento de la rehabilitación respiratoria:

  • Fibrosis quística.
  • Neumonía crónica.
  • Enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC).

Los pacientes durante el curso postoperatorio.

  • Pacientes de post-mastectomía.
  • Fibromialgia y otros desórdenes funcionales.
  • Síndrome de Distrofia de Reflejo Simpático (RSD).
  • Pacientes con dolor crónico (Watsu como complemento al apoyo psicológico).

Objetivos de referencia que han demostrado la eficacia práctica de los tratamientos del Watsu:

  • Víctimas de abuso (Watsu como complemento del apoyo psicológico).
  • Pacientes con Desorden de Estrés Post-Traumático (PTSD).
  • Pacientes con desórdenes de sueño e insomnio.
  • Situaciones de estrés en el trabajo.

*Nota: El Watsu, así como las demás técnicas descritas en este sitio son técnicas de bienestar que pueden ser complementarias a las terapias médicas y de salud y posteriores a un diagnóstico médico/sanitario.


Qué es el Watsu


Los efectos específicos del Watsu en el cuerpo.

Orígenes de los efectos positivos en el sistema nervioso parasimpático:

  • Movimientos rítmicos y repetitivos.
  • Disminución de la estimulación sensorial (visual – ojos cerrados – y auditiva – ojos bajo el agua, pérdida de la acción de la gravedad).
  • Reducción de la entrada de información sensorial-táctil (fricción homogénea y suave de la piel con el agua durante el movimiento).
  • La estimulación tranquila y armoniosa del sistema vestibular.
  • El contacto físico con el practicante de Watsu.
  • Uso de las técnicas específicas de trabajo corporal de Watsu.

Cambios fisiológicos inducidos por el sistema nervioso parasimpático:

  • Disminución de la frecuencia cardíaca.
  • Disminución de la frecuencia respiratoria.
  • Aumento de la profundidad de la respiración (capacidad de ventilación).
  • Vasodilatación periférica.
  • Aumento de la actividad de los músculos lisos (sistema digestivo).
  • Reducción de la activación de la musculatura estriada (sistema esquelético).
  • Disminución de la espasticidad.
  • Respuesta estimulada del sistema inmunológico.
  • Mejora de la actividad del sistema linfático (drenaje).

Los beneficios específicos de la relajación:

Inmediatamente:

  • Aumento de la amplitud del movimiento a nivel de las articulaciones.
  • Reducción de la espasticidad muscular.
  • Reducción de la activación muscular.
  • Mejora de la viscoelasticidad de los tejidos blandos.
  • Reducción del dolor entre el 40 y el 60%.

A largo plazo:

  • Mejora de los ritmos y la calidad del sueño.
  • Mejora del tránsito intestinal y la actividad del sistema digestivo.
  • Mejora de la respuesta del sistema inmunológico y de la capacidad de autocuración.
  • La mejora de la calidad de vida y la percepción del propio estado de salud…

 ¿Cómo nació Watsu?

Watsu nació en 1980, en California en Harbin Hot Springs, gracias a Harold Dull. Poeta de la corriente llamada «Renacimiento de San Francisco», después de un largo viaje alrededor del mundo y de un período de vida en Japón – durante el cual estudió Shiatsu Zen con el Maestro Masunaga – fundó su escuela de Shiatsu en California.

Gran amante del agua, comenzó a experimentar los movimientos y estiramientos del Zen Shiatsu en una cama solar colocada al nivel del agua de una piscina termal. Inmediatamente se dio cuenta de que, al apoyar a su cliente, la función de la cama solar ya no se cumplía. Así nació Watsu.

Desde entonces, a lo largo de más de 30 años y gracias a la contribución de cientos de profesionales del Yoga a la Fisioterapia, del masaje tailandés al Shiatsu, el Watsu ha evolucionado hasta su forma actual.

4.7/5 - (35 votos)

    Deja tu comentario

    Tu dirección de correo no será publicada.*

    dieciocho − siete =

    Uso de cookies

    Portal Masajes utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Más info

    ACEPTAR